27 de septiembre de 2016

CRÓNICA IV TROFEO VIRGEN DEL ROSARIO BOADILLA DEL MONTE 2016

Para ser la última carrera en Madrid parece que había muchas ganas... Mi segunda experiencia en un circuito corto no mejoró a la primera en Burgos, esta vez no pinchó la rueda, me desinflé yo antes de tiempo.

Ingenuo de mi, pensé que la primera vuelta serviría de calentamiento ¿para qué calentar? (error). Ni un kilómetro recorrido y el corte se abre delante de mi. Remonto sufriendo los primeros embudos y latigazos. La subida del día dura menos de dos minutos. El sol de cara nos lo pone más difícil para coger rueda. No veo ni la mía. Empezamos a bajar y la cosa se estira como un espagueti. Un estrechamiento aquí, una rotonda allá, otro badén y un pequeño repecho antes de girar a la autovía. Cuando parece que puedo meterme en la zona de confort del grupo bajamos a meta. Otra rotonda, otro badén y adoquín.

Ya pasamos con 44 km/h de media. Mi pulso por las nubes. Repetimos la jugada. Voy preocupado por la intensidad hasta el momento. ¿Cuándo para el tren? Volvemos a pasar por meta. Se hace a la vez corto y a la vez eterno. Volvemos a subir y a penas he visto mi pulso por debajo de las 185 ppm. Así no puedo durar mucho más de media hora. Y no me equivoco. No sé que vuelta es. Comienza la bajada y por no pasarme de las 190 ppm. corono detrás. Sufro para seguir la rueda. Oigo que me gritan: IZQUIERDA. Me abro un poco, me despisto un poco, pierdo rueda un poco. Me pasan pero no logro engancharme. Miro hacia atrás y no me lo creo. Soy el último.

Llevo tanto tiempo jugando con mi límite que no puedo enlazar. Me siento y trato de no perder los nervios. Aguanta, aguanta, aguanta. Veo como aumenta la distancia poco a poco. Si no para el pelotón... Me empiezan a pasar los coches. No veo a nadie por detrás. Me pasan en la autovía muy deprisa y no logro coger ni un poco de rebufo. En meta me dicen que se acabó (habré perdido un minuto como mucho). Así son los circuitos, el más difícil todavía. Ironías de la vida, hago el mejor tiempo en el segmento de bajada donde me empiezo a cortar. No habré acabado pero me llevo un KOM (el que no se consuela...).

video

No soy el único, así que me voy juntando con algunos corredores. Seguimos dando vueltas al circuito y a la cabeza. Vemos pasar al pelotón, intentos de escapada, les animamos y nos guardamos el dorsal. Al paso por meta vemos a un compañero (Miguel De la Fuente, espero que pronto estés recuperado y disfrutando de la bici) en la acera con los servicios médicos. El alma a los pies. La carrera continúa. Llegan juntos, menuda locura de sprint (se oye en meta que a los sprinters les falta un verano). Me quedo junto a los compañeros del C.C. Getafe que celebran la clasificación por equipos del día y la general. Más la victoria. Buen ambiente. Abrazos, Despedidas. Hace un día precioso para montar en bici. ^_^

Agredecer las fotos y el vídeo a Eduardo Chozas porque no he podido encontrar ninguna más.

Como siempre la clasificación y mis (pocos) datos de Strava.

Y por último felicitar a todos y a cada uno de los ciclistas que han participado en esta locura de belleza tan extraña que es el ciclismo Master. Bravo!!!

No hay comentarios:

Publicar un comentario